Andrés Gauna es un reconocido artista plástico salteño y en diálogo con La Mañana Informativa de fm 88.9 La Caldera, nos da su opinión respecto a la “intervención” que realizaron desde el área de Cultura Municipal y con el aval de la senadora Abilés sobre el reconocido “Cristo Penitente” de La Caldera, obra del escultor tucumano Juan Carlos Iramaín y declarada de interés cultural a nivel nacional,  a fin de participar de un concurso de la Secretaría de Cultura y que terminó con la escultura pintada a medias y sin ningún cuidado técnico o artístico, constituyendo una afrenta a la cultura que hoy luce en tres colores y con un aspecto muy lejano a lo que ha sido la intención del artista al crearla. Un verdadero “delito cultural”.

La Obra

El Cristo Penitente es no solo una pieza artística muy reconocida, sino que es el monumento característico del pueblo de La Caldera, creación de Juan Carlos Iramaín.

Esta obra que mide 26 metros y pesa 10 toneladas fue dividida en 4 secciones e inaugurada el 26 de octubre de 1969, 14 años después de haber comenzado el proyecto de creación en 1955.

Junto al Cristo Bendicente  de San Javier ubicado en Tucumán, que mide 28 metros de alto y fue inaugurado en 1942, son las obras más destacadas de Iramaín.

El Cristo fue declarado declarado Patrimonio Cultural tanto por la Cámara de Diputados de la Provincia como por el Municipio de La Caldera en el año 2000.

La “intervención” por parte del municipio de La Caldera

Hace unos días, el Cristo Penitente de La Caldera fue pintado en su parte frontal y hasta los hombros de tres distinguibles tonos de grises.

La razón oficial de este acto se destaca en la misma pagina web de la municipalidad, donde se explica que La Caldera es participante del Concurso “Abrazados por el poncho”, organizado por la Secretaría de Cultura de Salta y con motivo del Bicentenario de la muerte del Gral. Martín de Güemes”.

Explicaron también que el objetivo es poder ganar uno de los premios, que van desde $60.000 a $120.000,  para “acondicionar el Cristo Redentor” (sí, escribieron Redentor en vez de Penitente) denotando su falta de conocimiento de la obra del gran artista tucumano.

Y como “los participantes tienen que intervenir artísticamente lugares icónicos de sus municipios y mostrarlo en un video”,  decidieron pintar el Cristo Penitente para proyectar un mapping sobre él.

 “Los trabajadores municipales hicieron un tratamiento con un hidro-repelente en el frente del monumento para que se pueda proyectar un mapping y luces”, JUSTIFICARON

“El miércoles se logró conseguir el camión hidráulico de los Bomberos de la Policía de la Provincia, que ya tenían en agenda otras actividades por la zona y gracias a una gestión de la senadora  Silvina Abilés se logró que nos ayude unas cuantas horas y poder realizar el trabajo de pintura de tratamiento e iluminación” dijo Gonzalo Quipildor, secretario de Área Integradas del municipio en el parte de prensa oficial del municipio

Dejando de lado lo raro que puede ser que se haya invertido tan sólo $15.000, otorgados por la Secretaría de Cultura de la Provincia,  para “gastos que demanden las intervenciones, que se utilizaron para limpiar y el tratamiento de algunas partes del monumento”, lo que llamó la atención y alarmó a varios vecinos fue el hecho de haber intervenido una obra de arte, declarado patrimonio Cultural por la Cámara de Diputados de la Nación, sin ningún tipo de estudio para ello, ni aval técnico artístico.

Así quedó la obra de Iramaín, en tres tonos diferentes y a medias luego de la fallida “intervención”

Por eso, el artista plástico Andrés Gauna fue consultado respecto a este tema.

Andrés Gauna en su taller

¿Qué es una obra de arte?

Para Gauna, una obra de arte “es una expresión, un sentimiento de alguien y va realizado en algunos casos con composiciones, trabajo y con todo ese contexto que abarca la creación.”

“Una obra musical puede ser una obra de arte, una danza, una pintura, la escultura, y el mensaje que está dado entra en lo que es el patrimonio de  una obra de arte.”

El artista deja claro que “cada trazo, cada color elegido, cada moldeado no es al azar todo tiene que conjugarse, tiene que tener coincidencia para que pueda llegar al público”

” Muchos trabajan en abstracto y mandan colores así nomas que no dicen nada. Pero otros artistas que también trabajan en abstracto tienen un evidente mensaje. Vos ves la figura abstracta y el mensaje está, si vos lo sentís, te hace vibrar la fibra intima es por que está la obra de arte.”

Ultima exposición de Andrés Gauna en Casa de La Cultura

¿Alguien puede libremente intervenir una obra artística?

Gauna señaló enfáticamente que lo que hicieron al Cristo Penitente de Iramaín es un atentado. “Si vos le pones un punto, estás atentando contra la obra. Estas rompiendo el esquema de lo que pintó el autor, lo que pensó el autor y atentás contra la obra.” remarcó

“Si vos le pones un punto, estás atentando contra la obra. Estas rompiendo el esquema de lo que pintó el autor, lo que pensó el autor y atentás contra la obra.”

Explicó que “aquí entra lo que es el patrimonio intelectual, y cuando se lo hacen a algunas obras tanto de pintura, como esculturas,  edificios, obras musicales o libros que son declarados patrimonio cultural, ya entra en un delito.”

Si está declarado patrimonio cultural no se puede tocar.”

Respecto a la intervención del municipio en la escultura de Irasmain

Dando su opinión sobre lo sucedido con el Cristo Penitente de La Caldera, el artista plástico salteño, dijo que “ahí se atentó contra la obra. Mucha gente lo hace sin saber”.

“A una obra que esté declarada patrimonio cultural no le podes poner ni un clavo, nada. No lo podés tocar, tiene que quedar como está. Está penado por ley. y Si sos funcionario, no podés tomarte ese atrevimiento.”

“Y es más complicado si lo hace un funcionario público, sin conocer la historia. Si sos funcionario, no podés tomarte ese atrevimiento.”

¿Cómo se debería actuar para preservar la obra?

“Para hacer una modificación en una obra, para preservarla,  si está declarada patrimonio se tiene que pedir autorización, dependiendo si está declarado por  provincia o por nación y explicar el por qué y  hacer una serie de trabajos de investigación, explicar que los materiales que se van a utilizar tienen que tener perdurabilidad en el tiempo para que sea autorizado. Tiene que hacerlo gente que conozca”, recalcó Gauna

“Eso es difícil, mucha gente no conoce, tiene que ir a patrimonio de la provincia. Tienen que hacer un estudio y de ahí recién les dicen si se puede o no hacerlo.” añadió

“No se puede tomar esto así no más y hacerlo solamente porque se quiere cambiar el color. Hay que pedir permiso, hay que hacer un expediente, hay que charlarlo, tiene que verlo un experto y después de ahí se ve si se puede hacer o no.”

La anécdota de Charly García

Andrés Gauna recordó el caso de Charly García que “fue a una exposición y no le gustó el cuadro, entonces agarró una silla, se la tiró al cuadro y lo rompió. Ahí él atentó contra la obra. Fue un atentado contra la propiedad intelectual, contra el patrimonio cultural. Esto le costó tener que ir preso, le hicieron un juicio y tuvo que pagar unos buenos pesos.”

¿Qué te pasaría si alguien interviene una obra tuya?

Gauna se sinceró y dijo que “la verdad que duele. A mi me pasó, me borraron la firma y le pusieron otra cosa. Y fuimos a la justicia porque no pueden tocarlo.”

“la verdad que duele. A mi me pasó, me borraron la firma y le pusieron otra cosa. Y fuimos a la justicia porque no pueden tocarlo.”

Y agregó “si el artista vive hay que consultarle, si no está, hay que consultar al responsable del área.

“Si vos te compras un cuadro, es propiedad tuya, pero a la vez tenés que respetar lo que puso el artista.”

Lo grave que puede resultar haber intervenido la obra Iramaín

“Lo que paso con el Cristo es triste, no se puede hacer. menos para participar de un concurso. Tendrían que haberse asesorado bien, porque eso puede ser una pena larga.”

Amerita una denuncia

“Si alguien le hace una denuncia se va hasta Patrimonio y busca el expediente que lo declara patrimonio y de ahí hacer la denuncia. Es bravo.” agregó Andrés Gauna

“Si le hicieron un tratamiento hidrorepelente hay que ver, porque hay algunos que son muy dañinos para esculturas. Eso depende, no se cómo lo habrán usado ellos, pero hay que investigar el material, si no hace reacción contra el cemento, contra la escultura”. aclaró

“Tienen que analizarlo, estudiarlo y ver que paso, porque el daño no se va a ver ahora, el daño es con el tiempo. Vi muchas esculturas que pintaron y que las arruinaron completamente.

“El escultor que lo hace cuando trabaja, trabaja en conocimiento, sabe, conoce los materiales que usa para el futuro, sabe que va a quedar la obra así.” finalizó Andrés Gauna preocupado por el futuro de una de las obras maestras de Juan Carlos Iramaín

Es importante reconocer que quizás “El Cristo Penitente de La Caldera” ya no vuelva a ser el mismo, ya que, incluso si se quitara la pintura, la obra ya ha sufrido un grave daño.

Cabe destacar que Andrés Gauna ha estado exponiendo parte de su obra de años  de trayectoria artística en Casa de La Cultura de Salta durante el mes de Junio y se planea llevar dicha exposición a diferentes puntos de la provincia en los próximos meses.

 

C.L.F.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here